Vidas Expuestas - 118 Media

by

Vidas Expuestas

Hay personas que al contrario de la mayoría, han decidido dejar sus vidas expuestas hacia el mundo. Se creía que la privacidad era una necesidad básica, pero en estos tiempos, esto parece no importar a una buena cantidad de personas, que por conseguir más dinero del que ya tienen pierden otras cosas.

El derecho a la privacidad se refleja en las leyes de todos los países que conozco, porque ha sido establecido como una necesidad básica para el ser humano, pero ahora se juega a convertirlo en un negocio familiar. Donde quedan los derechos a la privacidad de los niños de esas familias, que desean hacer un reality show de sus vidas.

Grandes mansiones, riquezas exorbitantes, carros del año, muebles e inmuebles con un alto valor económico, es de suponerse que el personal que está a cargo de su protección, no creo que llamen a cualquier cerrajero en premia para que implemente un sistema de seguridad de última tecnología, es de imaginarse que el servicio de cerrajero con el que cuentan tiene la más alta confianza, que es todo un profesional en la extensión de la palabra.

La seguridad de este tipo de personas está en constante riesgo, de las personas que quieren conocer de cerca su vida a pesar que ya pueden verla a través de las pantallas. Que conocen de la cantidad de ceros a la derecha que tienen sus cuentas bancarias y de todos los integrantes de la familia.

Resulta un poco confuso pensar cómo se puede perder tiempo viendo la vida de otros a través de una pantalla, sin querer construir tu propia vida. Una de los reality show que están de moda son los de las populares KARDASHIAN, que son mujeres en varias edades algunas sin parejas, y otras casadas, embarazadas y con hijos.

Son una familia muy particular, donde exponen todos los problemas que se suscitan entre ellas, donde en mi opinión muy personal, no es el mejor ejemplo para las personas que pueden ver este tipo de programas, en especial la gente más joven, que adoptan conductas inadecuadas, que tarde o temprano modifican la conducta del entorno familiar.

Hijas que se dirigen a sus padres con mucha insolencia, hermanas que parecen enemigas, los integrantes que no les importa derrochar el dinero en cosas frívolas y banales, que de ser divulgados y aprehendidos por personas podrían dañar irremediablemente el entorno familiar.

Es lógico que cada quien haga y diga lo que le dé la gana, pero estamos claro que por el exceso de libertad de lo que se muestra a través de las pantallas se puede enriquecer a una sociedad o se puede destruir irremediablemente. La sociedad está lo suficientemente dañada, mostrar las carencias de una familia, sin una adecuada información manda el mensaje incorrecto a nuestros jóvenes.

No solo ellos los hacen a través del show de sus vidas, sino que lo hacemos también nosotros, por medio de las redes sociales, cuando enviamos información exagerada de nuestros más mínimos pasos y acciones, dejando al descubierto nuestra propia seguridad y la de nuestras familias.

error: Content is protected !!